Contenido:

Secciones

Visite:

Neurología

Aneurisma De La Arteria Basilar

Los aneurismas del tronco basilar, junto con los aneurismas verdaderos (no por disecciones de la pared vascular) de las arterias encefálicas basilares, están presentes entre el 2 y el 5 % de todas las autopsias. Aún con los modernos estudios de imágenes no todos son diagnosticados en vida del enfermo debido a sus características asintomáticas. Las zonas predilectas de estas malformaciones son las bifurcaciones arteriales. Los de etiología congénita, sobre todo en enfermos que padecen coartación aórtica o poliquistosis renal, son los más frecuentes. En un 10 al 20 % de los casos son múltiples. A ellos debemos agregarle los de origen arteriosclerótico que aparecen en el curso de los años. Habitualmente éstos se instalan en las grandes arterias.

La rotura es el accidente que se presenta con mayor asiduidad (algunos autores consideran que ello ocurre casi en el 50 % de los casos). Los aneurismas del tronco basilar (también los de las arterias vertebrales) son los que adquieren mayor tamaño y pueden llegar a tener varios centímetros de diámetro. Su sintomatología habitual es la de un tumor de fosa posterior o de región bulboprotuberancial. Para su diagnóstico, a las imágenes que aportan la TAC y la RMN, en el último se le sumó el eco-Doppler color transcraneano.

© 2006 Anejo Producciones S.A. Buenos Aires. Argentina. Hecho el depósito que marca la ley 11.723.
Prohibida su reproducción parcial o total por cualquier medio sin el permiso por escrito del dueño del Copyright.

© 2006 Anejo Producciones S.A. Buenos Aires. Argentina. Republication or redistribution of Zonamedica content, including by framing or similar means, is expressly prohibited without the prior written consent of Anejo Producciones. Anejo shall not be liable for any errors or delays in the content, or for any actions taken in reliance thereon. Política de Privacidad